«Otro círculo que se cierra» escribe Ignacio Mulero tras hacer la primera ascensión en libre de «Senda Fariña», en Pena Corneira, 52 años después de su apertura.
La vía en cuestión fue la segunda abierta en el característico peñasco que corona la sierra de Pena Corneira y le da el nombre a este Monumento Natural de la provincia de Ourense, más conocido por los escaladores como zona de búlder. Fue una vía comprometida para el momento, abierta en el año 1967 por Antonio Fariña, que subió en artificial por la fina fisura que recorre el desplome.
.
Los amantes del libre ya le habían echado el ojo, y de hecho el escalador gallego Alfonso Böck, tras pedirle permiso al aperturista (con quien además está emparentado), la reequipó en 2008, dejándola lista para una liberación que no llegaba, aunque varios se han quedado cerca…
.
El todoterreno Mulero ha sido el encargado de resolver la incógnita de sus aproximadamente 18 metros, con la dificultad concentrada en los 10 primeros, sugiriendo un grado de 8b.

La escalada en granito que presenta es similar a la de La Pedriza, donde el madrileño es el gran especialista en la liberación de líneas de artificial, destacando clásicas como la Lucas de El Hueso (A2, que propuso de 8c) o el Techo de Peña Blanca (6b/A0, ahora 8b+/c), entre otras.
.
Bravo por la evolución, que no pare.